¿Estáis locos?

$17.300

Madame de Rosalba, Saudade, el niño azul, Mimí Patatá y sus twins, el Príncipe de Gales, Myrto-Myrta, el fakir, la rata que pesa cincuenta kilos, el toro de apartamento… Escrita en 1928, Crevel recurre a la magia, a la fantasía; crea personajes que aparecen de pronto y se desvanecen en la página siguiente.

Descripción

Madame de Rosalba, Saudade, el niño azul, Mimí Patatá y sus twins, el Príncipe de Gales, Myrto-Myrta, el fakir, la rata que pesa cincuenta kilos, el toro de apartamento… Escrita en 1928, Crevel recurre a la magia, a la fantasía; crea personajes que aparecen de pronto y se desvanecen en la página siguiente. Y el lector, sorprendido, se ve envuelto en un mundo onírico, fascinante, absurdo, «surreal» en suma.

«Todo en Crevel es maravilloso: bisexual, alcohólico, drogadicto, loco, adorador de la enfermedad y siempre en su misma rabia. Lo que de él dijo o escribió Jean Michel Devésa: «La literatura, para Crevel, es una máquina de escribir la vida; una máquina para triturar los textos, para amasar palabras e impresiones, para restituir en las obras la pátina temblorosa del mundo». Algo muy surrealista y muy drástico o voraz: la sinceridad en literatura.» Diego Medrano

Información adicional

ISBN

9788493518554

Editorial

Cabaret Voltaire

Páginas

192

Autor

Nace en París el 10 de agosto de 1900. Crece en un ambiente familiar castrante marcado por el suicidio del padre. A los dieciocho años, ya independizado, comienza sus estudios de Letras y Derecho en la Sorbona. Frecuenta amistades vinculadas con la Nouvelle revue française NRF. Mantiene buenas relaciones con los dos grupos creativos de vanguardia, los dadaístas de Tzara y los futuros surrealistas de Breton. Finalmente, en 1921, se une a los surrealistas. Publica su primera novela Détours (1924). En 1926 recibe la noticia más amarga de su vida, le diagnostican una tuberculosis pulmonar. Comienzan las largas temporadas en los sanatorios suizos. En sus siguientes trabajos Crevel experimenta con el universo de los sueños, que tanto fascinaba a los surrealistas, y publica dos de sus mejores novelas: Babylone (1927) y ¿Estáis locos? (1929). Gran amigo de Dalí y Buñuel, visitará España en varias ocasiones. En 1932 ingresa en la AEAR asociación de escritores y artistas auspiciada por el Partido Comunista Francés. El 16 de junio de 1935, tras unas pruebas médicas, descubren que su tuberculosis está muy avanzada, la noche del 17 al 18 pondrá fin a su vida abriendo las espitas del gas.